Mack the Knife – Bobby Darin

Empezamos los especiales de la semana de Halloween de 2014, con un tema impactante de un personaje realmente fascinante.

Bobby Darin, cuyo nombre real era Walden Robert Cassotto, nació en el Bronx neoyorquino de los años 30. A las dificultades económicas de la época (años de la Gran Depresión en EEUU) se le añadía, en su caso, que fue criado por sus abuelos maternos (a quienes él consideraba sus padres) dado que su madre lo había tenido siendo menor de edad, algo que en aquella época y aquella sociedad era todo un escándalo.

Pronto empezó a desarrollar sus múltiples actitudes para tocar instrumentos de lo más variado (piano, batería, guitarra…) y una vez graduado en el instituto, pasó de la Universidad y fue directamente a tocar en los distintos nightclubs que había por toda la Gran Manzana.

En 1959, y ya con cierta posición ganada gracias a sus primeros éxitos en las listas (Splish Splash, y sobre todo, Dream lover) tuvo la posibilidad por primera vez de controlar artísticamente su carrera.

De esta forma, lanza su álbum That´s all,  con ritmos que iban más allá del rock and roll que tanto había interpretado.

Dentro del disco, había incluido una versión del tema Mack the knife, en origen alemán, de la “Opera de los tres peniques”, una obra de los años 20.

Aunque se dio a conocer al público americano en 1956, gracias a distintos artistas que hicieron su propia versión (Dick Hyman o Louis Armstrong, entre otros), realmente pasaría a la historia en la estupenda voz de Bobby Darin, y ese color de jazz tan extraordinario.

Dicho sencillo salió a la calle en agosto de 1959, alcanzando el número 1 del recientemente estrenado Hot 100 americano (llevaba un año de vigencia esta lista) en octubre y permaneciendo allí durante 9 semanas, hasta principios de diciembre.

El éxito fue mayúsculo, pues pese a su color de piel, también supuso todo un hit en la lista de singles R&B (de música negra), llegando al número 6.

En UK conseguía su segundo número 1, tras Dream lover, en 1959 y por esas mismas fechas, durante dos semanas.

Al año siguiente, no solo recibió el Grammy a mejor artista nuevo del año, sino que también consiguió el premio a mejor disco del año.

Por tanto, recordemos esta espléndida canción que triunfaba en la semana de Halloween de 1959.

https://www.youtube.com/watch?v=Dg85tWH97jo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.