All i have to do is dream – Everly Brothers

Don (de Donald) y Phil (de Phillip), dos hermanos procedentes del  estado de Kentucky, cuyos padres eran cantantes de folk y country,  han pasado a la posteridad como uno de los dúos más importantes de la música del siglo XX: Everly Brothers.

Everly_Brothers_-_Cropped

Aunque sus mayores éxitos en las listas se concentraron en la segunda mitad de los 50 y principios de la siguiente década, siguieron actuando en lo sucesivo (con un parón de 10 años, entre  1973 y 1983), con bastante éxito por todo el mundo, mientras iban lanzando al mercado sucesivos álbumes.

Sus armonías vocales únicas, además de su virtuosismo con las guitarras,  fueron fuente de inspiración, de manera reconocida, para artistas de la talla de The Beatles, The Beach Boys o Simon & Garfunkel, que hicieron muchas versiones de sus éxitos, cuando estas formaciones empezaban, además de a otros como the Hollies o the Bee Gees.

En esa época en que se codeaban en los primeros puestos de las listas de éxito con el mismísimo Elvis Presley, lanzaron uno de los temas  más recordados , All I have to do is dream.

everlyallihavesm

Concretamente, el single fue puesto a la venta en abril de 1958, cuando en EEUU coexistían varias listas de sencillos, previas a la creación ese mismo año, del actual Hot 100.

Primero, logró auparse al 1 de la lista de ventas (Best Sellers in the Stores), la semana del 12 de mayo de 1958. A la siguiente semana, la del 19 de mayo, ya lideraba la lista de temas más pinchados en las emisoras (Most played by jockeys) y el Top 100, una versión temprana del Hot 100 posterior (porque incluía datos de ventas, de pinchazos y de las jukebox), destronando, de manera respectiva, a The Platters, con Twilight time, y a David Seville (el creador de Alvin y las ardillas), con Witch doctor.

Con 4, 5 y 3 semanas en lo más alto de la BSS, de la MPBJ, y del T-100, respectivamente, All I have to do is dream acabaría siendo el segundo tema del año 1958 en EEUU en esa estrenada lista Hot 100, superado únicamente por Volare, de Domenico Modugno.

Además, alcanzó el 1 de la lista de singles de R&B, entre mayo y junio, y el 1 de la lista de singles country, durante dos semanas del mes de junio.

En UK, el sencillo corrió idéntica buena fortuna, logrando el número 1 de la UK Singles, en el mes de julio de 1958, permaneciendo en esa posición durante 6 semanas.

Al año siguiente, en 1959, aparecería incluido en el disco de grande éxitos The best of the Everly Brothers.

Thebestoftheeverlybrothers

Con Claudette, como cara B, el sencillo All I have to do is dream terminó entrando por mérito propio en el Hall of Fame de los Premios Grammy.

Este pasado viernes, 3 de enero, fallecía Phil Everly, el menor de los dos hermanos, a la edad de 74 años, debido a dolencias pulmonares, tras toda una vida de fumador.

phil-everly-dead-everly-brothers-singer-dies-at-74

Sirvan estas lineas como sentido homenaje y recuerdo al fallecido y por extensión, al dúo.

Una valiosa interpretación del tema, por los Everly Brothers, en 1960, mientras estaban de gira por UK.

Take me down – Alabama

Definitivamente, los 80 eran suyos. Alabama, el conjunto country, procedente del pequeño pueblo de Fort Payne, al norte del estado del que tomaron su nombre artístico, era uno de los nombre más importantes de la música en 1982.

Atrás quedaban los primeros años, los de su juventud, en que apenas tenían repercusión en las listas de éxito, a pesar de haber grabado tres discos en los setenta.

A principios de 1982 publicaban su tercer trabajo con RCA, la  compañía con la que vivían sus mejores momentos. Se titulaba Mountain music, y acabaría siendo un éxito crossover, pues no sólo lideró bastantes semanas de ese 1982 (e incluso, algunas de 1983) la lista de álbumes country, sino que alcanzó un notable éxito en el Billboard 200, llegando a ocupar el número 14 de esta lista.

Se convertiría en el álbum más vendido del grupo Alabama (hasta la actualidad, 5 millones de copias vendidas), gracias al éxito a su vez, de los distintos singles que fueron desgranándose de aquél.

El segundo de estos sencillos, lanzado en mayo de 1982, llevaba por título Take me down. Había sido escrito por dos miembros de la banda Exile, que precisamente la lanzaron como single dos años antes, en 1980, sin apenas impacto comercial.

Alabama sí la hizo popular. Concretamente, el 24 de julio llegaba al número 1 en el Hot Country singles. Pero además, tuvo un meritorio recorrido en la lista grande, el Hot 100, donde llegó al número 18, o en la Adult Contemporary Singles, donde subió hasta el número 5,  demostrando que la banda había superado la barrera del mercado country, abarcando ahora  un público más amplio, que acostumbraba a escuchar las emisoras de música pop o aquellas de música para “adultos” de las grandes ciudades.

 

 

Here you come again – Dolly Parton

En 1977, Dolly Parton ya acumulaba una gran cantidad de éxitos en el género country, además del respeto y admiración de los críticos especializados en este estilo musical.

Pero, a pesar de todo lo logrado en los diez años anteriores, en los que había grabado casi 20 discos de estudio, la artista de Tennessee se sentía insatisfecha. Durante años, vio como su fama quedaba circunscrita a un circuito de ciudades, a unas emisoras de radio determinadas y a un sector de público muy concreto.

Quería dar el salto (el famoso crossover). Para ello, un año antes,  se puso en manos de una famosa agencia de representación de L.A. Allí le asignaron a Sandy Gallin como manager personal de la artista. No era un “Don Nadie”. Sandy llegaría a llevar las carreras de artistas como Neil Diamond, Barbra Streisand, o Michael Jackson, entre otros.

Entre 1976 y 1977 lanzaba dos álbumes, algo decepcionantes desde el punto de vista comercial, pero que sirvieron para sentar las bases de lo que sería su  éxito inmediatamente posterior. La artista se involucró más que nunca, en las labores de producción en el estudio. Además, elegía canciones más pop, más mainstream, e incluso, se atrevía a versionear clásicos de otros géneros (pop, R&B), como My girl.

En este punto, a mediados de 1977, tenía al representante adecuado (con el que cuajaría una fructífera y duradera relación de 25 años), pero le faltaba el productor idóneo. Acudió al neoyorquino Gary Klein, y con él grabó el álbum Here you come again.

Con este disco, acabaría vendiendo su primer millón de copias de un trabajo. Alcanzaba el top-20 del Billboard 200 y el número 1 de la lista de álbumes country.

Sin embargo, lo más significativo de la hazaña vendría de la mano de ese primer sencillo del álbum, también titulado Here you come again, escrito por la pareja de compositores tan prolífica en grandes temas,  Barry Mann y su esposa Cynthia Weil.

El single se lanzaba en septiembre de 1977 y un mes más tarde, en octubre, debutaba en el Hot 100. Le sucedió un lento ascenso en la lista. Pero finalmente, a mediados de enero de 1978, lograba un preciado número 3 en el Hot 100 (donde permanecería durante dos semanas), tan sólo superada en éxito por los sonidos de moda en el momento: el R&B/disco, del grupo Player y su Baby, come back, y el dominante esos meses, bajo el sello Bee Gees y su famoso How deep is your love (que ya tenía recambio posterior en la cima,  Stayin´alive).

Además, Here you come again fue número 1 durante las 5 semanas del mes de diciembre de 1977 en el Hot Country singles, y alcanzó un meritorio número 2 en el Hot Adult Contemporary singles. Incluso recibió un Grammy ese año a la mejor interpretación vocal country femenina por este tema.

Dolly Parton, por fin,  había conseguido lo que se había propuesto durante años.

 

 

I´m sorry – John Denver

En 1975, John Denver se encontraba en la cumbre de su carrera. Aquel chico que tenía  que mudarse junto a su familia, cada vez que trasladaban a su padre a otra base militar, aquel que tuvo dificultades para grabar sus propios éxitos, dando canciones a otros artistas que las hacían famosas, aquel al que, además, ninguneaban en las emisoras de radio cuando iba a presentar sus primeras grabaciones…todo eso parecía quedar ya muy lejos (cuando realmente habían pasado solo unos pocos  años).

Sabía que una parte de  su popularidad  se debía al gran esfuerzo de su manager, Jerry Weintraub (antes de que se dispersara en sus propios proyectos holywoodienses), que insistía en la aparición asidua de Denver en los medios. Según él, “Denver no llegaría a los críticos, pero sí podíamos hacer que llegara al público”

Durante esta etapa conjunta artista/manager se consiguieron varios números 1 en la lista del Hot 100 y varios álbumes copando la lista del Billboard 200. Apareció como invitado en  muchos shows televisivos, y más tarde en eventos especiales, conciertos donde el presentador y protagonista era él (aún se recuerda el especial navideño Rocky Mountain Christmas, que vieron 60 millones de telespectadores en la ABC).

Incluso en esta etapa, su presencia en la televisión británica fue cada vez más importante, creando una base de seguidores en las islas, inimaginable para el propio artista de Nuevo Méjico.

Definitivamente, los logros en este primer lustro de los 70 terminaron por convencer a la propia industria, que lo consideró el artista country más importante de 1975 y 1976.

Windsong, el álbum lanzado en el otoño de 1975, también llegó a ser el disco más vendido  en los EEUU durante 3 semanas del mes de octubre.

El tema estrella del disco era este hermoso, aunque melancólico I´m sorry , que acaparó el número 1 en todas las listas de éxito y en todos las categorías musicales (algo harto difícil): en el Hot 100, durante la última semana de septiembre, en la Easy Listening Singles (precursora de la Adult Contemporary Singles) durante dos semanas de ese mismo mes, y en el Hot Country Singles, durante una semana del mes de noviembre de 1975.

El single además “funcionó” excepcionalmente bien en su cara B. El tema Calypso (como el barco del explorador Cousteau) tuvo mucha difusión en la radio, llegando a alcanzar el número 2 en el Hot 100.

I´m sorry acabaría siendo el último número 1 en en el Hot 100 en la carrera de John Denver.

 

She believes in me – Kenny Rogers

En 1978, hacía ya 20 años que el tejano Kenny Rogers se dedicaba a la música. Ese año, rondando los 40, publicó su sexto álbum de estudio, que sería definitivo en su carrera.

Con “The Gambler” logró llegar a un público muy variado, parte del cual hasta entonces, no había apreciado su calidad.

Los dos singles que lanzó del mismo no sólo alcanzaron los primeros puestos de la lista Hot Country singles, sino también, y era el hecho novedoso, la lista Adult Contemporary songs.

She believes in me, el segundo de ellos, concretamente publicado en 1979, alcanzó el número 5 del Hot 100 y el número 1 de las listas country (1 semana) y “adulta contemporánea” (2 semanas) a finales de la primavera de ese año.

Esos éxitos contribuyeron a que el álbum fuera el más vendido de toda la carrera de este gran artista de Houston, con más de 35 millones de copias en todo el mundo (más de 5 sólo en EEUU).