Midnight train to Georgia – Gladys Knight & the Pips

A principios de los 70, y a pesar de los éxitos acumulados en el sello Motown y de otros méritos menos cuantificables (como ser la primera persona que recomendó a Berry Gordy Jr, el jefazo de la discográfica de Detroit, que contratara a un grupo de chicos llamado The Jackson Five, de Gary, en el estado de Indiana), Gladys Knight se sentía frustrada. Veía que, a pesar de todo lo anterior, no se les tenía demasiada consideración como grupo.

No sólo por el hecho de que grabaran con Soul Records, una división de la Motown, para artistas R&B más que pop, sino porque la atención preferente del sello era para otros artistas: Diana Ross and The Supremes, Marvin Gaye o The Temptations, etc…

Huyendo del “vacío” que les hacía la compañía, firman por Buddah Records, una compañía discográfica neoyorquina, en 1973. Enseguida se volcaron con su nuevo fichaje, y les dieron (a los Gladys Knight & the Pips) nuevos temas (realmente, canciones que había compuesto un artista country casi desconocido, llamado Jim Weatherly, a quien posteriormente harían un contrato discográfico).

Imagination era el título de su undécimo álbum, y el primero con Buddah. Lanzado a finales de 1973, acabaría siendo el más exitoso de toda su carrera como grupo, alcanzando el top-10 del Billboard 200 y el número 1 en la lista de álbumes R&B (derrocando, precisamente a Marvin Gaye y su legendario disco, Let´s get it on).

Tres singles alcanzaron el top 5 del Hot 100 y el número 1 de la R&B Singles. El mayor de esos hits fue Midnight train to Georgia, a la postre el único número 1 en el Hot 100, en toda la carrera del grupo. Concretamente, alcanzó la posición de privilegio a finales de octubre de 1973, durante dos semanas (destronando a The Rolling Stones y su Angie).

Aún mayor repercusión tuvo con sus 4 semanas en el 1 del Hot R&B Singles por las mismas fechas.

Como la mayoría de las canciones del álbum Imagination, Midnight train to Georgia también era una composición de Jim Weatherly (curiosamente, con el título original de Midnight plane to Houston, que luego se cambió), y al año siguiente, vería culminado su impacto con un premio Grammy a la Mejor Interpretación Vocal R&B por un dúo o grupo, pero sobre todo, llegó a convertirse, en adelante,  en la canción emblemática del grupo (o, incluso de la misma Gladys, en solitario)  en cualquier actuación en público.

Billboard charts – Semana del 3 de noviembre de 2012

– En el Hot 100 (la lista de singles más importante de EEUU):

1. One more nightMaroon 5 (sexta semana consecutiva)

La banda de L.A., liderada por el vocalista Adam Levine, repite en el primer puesto,  a pesar de la presión del rapero coreano y su exitoso tema. Debe su posición, sobre todo, a  los pinchazos del tema en la radio, materializados en el número 1 por tercera semana en la Radio songs (una de las listas que se utilizan para confeccionar el Hot 100).

2. Gangnam stylePSY (quinta semana seguida)

El famoso rapero coreano PSY (léase sai) y su mundialmente conocido baile del cowboy se tiene que conformar con repetir en el número 2. A pesar de que domina la lista On-Demand songs (que recoge las descargas vía stream) por tercera semana y que también está en el primer puesto de la Digital songs (descargas digitales), aún se mantiene lejos en los pinchazos de radio, respecto a One more night.

Prometió bailar en un lugar público, sin ropa de cintura para arriba, si llegaba al primer puesto. Aún no ha llegado ese día.

3. Some nightsFun (subida desde el 4)

La banda de pop indie neoyorquina vuelve a su posición más alta, alcanzada con este single, en la que es ya su semana número 35 en lista

4. We are never ever getting betterTaylor Swift  (subida desde el 5)

La artista, natural del estado de Pennsylvania, ya fue número 1 con este tema (durante tres semanas). Es uno de los 4 singles que han promocionado su nuevo álbum, Red, que con seguridad, alcanzará el número 1 del Billboard 200, la próxima semana. Cada uno de esos singles han llegado al top-10 del Hot 100, siendo este, We are never, el más exitoso.

5. Die youngKe$ha (subida desde el ocho)

La artista angelina consigue su séptimo top-10 (como artista principal)  en el Hot 100, sobre todo, por el éxito en la Digital songs (donde llega al número 3). Es el adelanto del próximo disco, titulado Warrior, que verá la luz el 4 de diciembre.

———————————

– En el Billboard 200 (la lista de los álbumes más vendidos en EEUU):

1. Night trainJason Aldean (debut en lo más alto)

Este artista country, natural de Macon, Georgia, alcanza por primera vez, el puesto más alto del Billboard 200, con su quinto álbum. Ha vendido la nada despreciable cifra de 409.000 copias en la última semana. Con ellas, consigue ser el segundo debut que más copias vende en el 2012, sólo superado por Babel, de Mumford and Sons (vendió 600.000 discos en su primera semana (principios de octubre).

Curiosamente, su anterior álbum, My kynda party, debutó en el 2, sólo superado por Taylor Swift y su Speak now (en noviembre de 2010). La semana que viene está previsto que Red, lo nuevo de Swift, destrone a Aldean del puesto de privilegio.

2. BabelMumford and Sons (bajada desde el 1)

La banda de folk rock londinense desciende un puesto (tras tres semanas en lo más alto), vendiendo esta semana 74.000 discos y acumulando copias vendidas en un número de 938.000 en un mes.

3. Two elevenBrandy (debut)

La artista R&B, natural del estado de Mississippi, vuelve a tener un top-10 en el Billboard 200 (lo que no conseguía desde hace más de ocho años). Es el cuarto top-10 de su carrera. 65.000 copias tienen la culpa.

4Christmas With Scotty McCreery …  Scotty McCreery (debut)

Natural del estado de North Carolina, este joven ganador del concurso televisivo American Idol, alcanza con 41.000 discos, su segundo top-10 consecutivo, con su segundo álbum.

Curiosamente, este es el primer disco con temática navideña que alcanza el top-10 del Billboard 200 en este año 2012. Vendrán más en las próximas semanas.

5. Living for a song: A tribute to Hank CochranJamey Johnson (debut)

Ha vendido 32.000 discos de su quinto álbum de estudio y es su  segundo top-10 en el Billboard 200 (tras The guitar song, en 2010). El disco cuenta con colaboraciones de Elvis Costello, Willie Nelson y Alison Krauss, y sirve de homenaje al fallecido cantante y, sobre todo, compositor (murió en 2010) Hank Cochran, que escribió éxitos para Patsy Cline (I fall to pieces) o Eddy Arnold (Make the world go away), entre otros.